murales-2-01

Un gran mural a pie de calle

Mi clienta abría una maravillosa tienda de confección de cortinas, un espacio amplio muy cuidado y pensado para que a través de sus enormes cristaleras se viese un lugar acogedor y ordenado que invitase a entrar. Desde la calle se podría disfrutar perfectamente el gran mural al que íbamos a dar forma entre ambas, escuchando sus ideas y transformándolas a través de mis bocetos.

El diseño fue adquiriendo forma. Los colores utilizados iban a ser solo tres: un gris claro que destacase con respecto a un marengo, y un toque especial de naranja que hiciese el guiño con el color del logotipo. A partir de ahí, la idea fluyo sola: haríamos un mural que llenase su gran pared de la entrada utilizando uno de los bocetos elegidos y construyendo una doble imagen con estos motivos , a modo de aparente negativo. Además serigrafié una misma imagen sobre dos telas de cortinas que fueron situadas como motivo central para provocar un punto de ruptura con respecto al fondo. El local sorprende; desde luego no se trata de una tienda de confección al uso.

VER MÁS MURALES PEDIR UN PRESUPUESTO